GASTAR MENOS ES AHORRAR

La manera en que una persona o empresa identifica cómo gastar menos es ahorrar es cuando optimiza su estructura de gastos sobre la base de priorización.

gastar menos es ahorrar

Uno de los principales retos dentro de la gestión financiera es la creación y mantenimiento del ahorro. Esto porque dicha acción representa apartar una porción de forma consuetudinaria y de manera disciplinada con un fin específico. Sin embargo, aunque esto está fundamentado más que todo en una decisión y en la importancia de la creación de fuentes de recursos, lo que algunas personas pasan por alto es gastar menos es ahorrar.

En otras palabras, la optimización de la estructura de gastos es clave para crear excedentes en el flujo de efectivo, y que ello se traduzca en la generación de ahorros. Por lo que, nos interesa abordar la temática de cómo hacer una estructura de gastos eficiente y que dicha acción tenga como resultado los fondos de contingencia necesarios para solventar las diferentes obligaciones financieras.

Estructura de gastos

gastar menos es ahorrarUn gasto es un egreso o salida de dinero que una persona o empresa debe pagar para un artículo o por un servicio.[1]

En ese tenor, la estructura de gastos es la manera en que se desarrollan las diferentes erogaciones de dinero de una persona o empresa. Dentro de ella se visualizan cómo se distribuyen los ingresos durante un período determinado, tomando en consideración su comportamiento. Y partiendo de cómo se haya desarrollado el presupuesto.

A todo esto, la estructura de gastos está sustentada en los estándares o perfil de consumo. Esto quiere decir que la plataforma que sostiene la estructura es la manera en que se toman decisiones. Por lo que, su eficiencia está sujeta a cuáles es el destino que se le está dando al recurso económico en las diferentes erogaciones.

De manera que, en la medida en que exista un consumo inteligente, la estructura de gastos será eficiente. Y esto se lograr a través de la priorización de las necesidades sobre los deseos.

Ahorrando más gastando menos

Ahorrar más gastando menos es el resultado de identificar qué es relevante y qué le aporta valor a la gestión financiera.

Para ello, tanto la persona como la empresa, deben partir de los objetivos financieros los cuales marcan la pauta de cómo deben administrarse los recursos económicos dentro de la gestión financiera personal y empresarial.gastar menos es ahorrar

En ese sentido, el planteamiento de objetivos sugiere la satisfacción de necesidades y deseos futuros. Sobre la base de lo que realmente le aporta valor a la vida. Por lo tanto, su inclusión dentro de la gestión financiera efectiva es de vital importancia, porque en ellos se resume el norte a seguir de los recursos disponibles.

Gastar menos es ahorrar: La estrategia

Es importante resaltar que tanto las necesidades como los deseos deben ser satisfechos. Enfocarse solo en las necesidades no es sinónimo de buena gestión sino de falta de enfoque a las realidades de balance que deben existir en la vida. Por lo tanto, cuando se está elaborando este tipo de planes, es necesario incluir aquellos gustos y deseos, aun aquellos que son banales, para que sean suplidos, de manera que exista el equilibrio necesario para el buen desempeño financiero.gastar menos es ahorrar

En ese sentido la estrategia, en donde gastar menos es ahorrar, se resume a cuatro pasos básicos:

  • Creación del presupuesto: El presupuesto es la espina dorsal de las finanzas. En él se contemplan las diferentes partidas de ingresos y gastos con sus clasificaciones, de manera que sirvan como parámetro de gestión y punto de referencia para evaluar las distintas acciones, tanto de ingresos como de egresos, dentro de la administración financiera. (Para ello publicamos una entrada en donde explicamos cómo elaborar un presupuesto)gastar menos es ahorrar
  • Priorización: Luego de crear el presupuesto es necesario hacer los ajustes de lugar para identificar qué va primero y qué después.
  • Análisis: En el proceso, tanto de creación del presupuesto como de la priorización, se hace necesario identificar cuáles son las erogaciones fútiles que impiden la creación de fuentes de ahorro, por lo que es vital tomarse el tiempo de analizar dichas partidas y ver cómo pueden ser ajustadas, optimizadas o bien removidas de la estructura y que ello represente un ahorro.
  • Acción: Por último está la acción, en donde la persona o empresa lleva a cabo lo planteado en los pasos anteriores y lo corona con la apertura de una cuenta de ahorros.

Cada una de esto pasos permitirá a la persona o empresa ver cómo gastar menos es ahorrar, y al mismo tiempo le proveerá de una panorámica más acabada de la manera en que se está comportando su flujo de efectivo. Por lo que si esta entrada te ha sido de utilidad, te invitamos a que la comentes y compartas. Tus opiniones y aportes son de mucha importancia y enriquecen este sitio web.

[1] Definición Gasto Consultado 18-03-15

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Show Buttons
Hide Buttons