SISTEMA DE AHORROS

Un sistema de ahorros efectivo es aquel que satisface las necesidades personales partiendo de tres elementos básicos: Objetivos, organización y disciplina.

 SISTEMA DE AHORROS

Tener un sistema de ahorro es una de las evidencias más contundentes de que una persona está manejando adecuadamente sus recursos económicos; aún existan casos particulares en donde se haga de manera compulsiva y sin propósito alguno. Es, sin lugar a dudas, el principal anclaje de éxito financiero personal.

A través de éste la persona le imprime valor al recurso dinero, además de que le permite elaborar estrategias, tanto de consumo como de inversión, para alcanzar sus objetivos de vida materiales. Sin embargo, no es común ver a las personas ahorrando. De hecho, una de las acciones de mayor dificultad es apartar una porción de los ingresos para asuntos relativos al consumo como de eventualidades que se pudieran presentar.


Ante esta realidad es necesario establecer cambios en el tipo de mentalidad; de manera que no se vea el ahorro como un pesar sino como incentivo y  fuente que permite materializar proyectos enfocados a la adquisición de bienes o servicios, como también para la inversión y generación de riqueza.

 Cómo crear un sistema de ahorros que satisfaga las necesidades personales

Es por esta razón que para crear un sistema de ahorros que satisfaga las necesidades personales hay que tener tres elementos básicos: Objetivos, organización y disciplina. Ya que con estos se crea una base sólida sobre la cual se pueda fundamentar un sistemas de ahorro efectivo. Estos conceptos son desarrollados con mayor detalle en la entrada de blog: ¡No me da para ahorrar!  la cual invitamos a que acceda.

Sistema de ahorro

Ahora, la manera práctica para crear un sistemas de ahorros efectivo, luego del paso anterior es definiendo cuánto se quiere ahorrar y la forma en que se llevará a cabo. Un ejemplo, como muestra de lo fácil que es crear un sistema de ahorros, es determinar un porcentaje  o monto, y,  en caso de ser asalariado(a) que perciba ingresos por pagos de quincena, identificar cuál de las dos tiene una carga menor de compromisos, de manera que de esta se extraiga la porción para el ahorro, teniendo un menor impacto en el flujo de efectivo.


Creando un sistema de ahorros

Crear un plan o sistema de ahorros no es ciencia espacial, ni física cuántica; es solo disponerse a identificar de la manera que más se ajuste a las necesidades personales y a la consecución de objetivos.


De todas maneras aquí una muestra de dos planes de ahorro que pudiera implementar:

  1. Fijo: Se establece un monto o porcentaje invariable para ahorrar, dentro de un período determinado. Este plan es utilizado, normalmente, por personas que ya tienen una cultura del ahorro y a los cuales se les hace fácil hacerlo.
  2. Escalonado: Con este sistema se busca crear una cultura del ahorro de manera paulatina; incrementando de forma consistente el porcentaje o monto del ahorro, en función de un objetivo determinado de dinero. La intención de este tipo de sistema es forjar la conducta ahorrativa en la persona. Que logre forjar el entendimiento del valor del ahorro al mismo tiempo que sugiere la remuneración a razón de alcanzar las metas deseadas. Este plan se logra definiendo un monto final que luego se subdivide en cuotas (diarias, semanales, quincenales, mensuales, etc.) y que se va incrementando a una tasa ajustada a la persona. Es importante que el tipo de escalonamiento que se elija no sea forzoso, sino que se acople al tipo de ingreso y forma de quien procede con él.

Sistema de ahorros

Existen un sin número de sistema ahorro y formas para llevarlo a cabo a los cuales se puede acceder que satisfacen, prácticamente todos los gustos y especificaciones personales, que están disponibles en la internet. A todo esto es necesario hacer énfasis en que lo importante no es la cantidad sino, la manera en que se ahorra; partiendo de un objetivo que rige el accionar de la persona. Por lo tanto, es determinante tenerlo y ajustarse a él. Con el fin de canalizar y materializar el proyecto de vida personal.

En ese sentido, si le interesa profundizar más en el tema de cómo crear un buen sistema de ahorro le recomendamos leer el libro Aprende a ahorrar escrito por Verónica Acevedo haciendo clic en la imagen más abajo.

sistema de ahorro

CONSEJOS PARA AHORRAR
¡NO ME DA PARA AHORRAR!

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Más en Ahorro
Ahorrar
¡NO ME DA PARA AHORRAR!

Una de las frases más comunes entre las personas que presentan problemas en el área financiera es: “No me da...

Cerrar