¿CÓMO PASAR DE AHORRANTE A INVERSIONISTA?

Pasar de ahorrante a inversionista requiere que la persona esté informada, conozca su perfil, diversifique su inversión y tenga sentido del tiempo claro.

Ahorrante

Ahorrante es una palabra que implica la conducta de una persona enfocada al ahorro. Cuando alguien asume este título, es porque ha logrado forjar el hábito de crear fondos de manera continua. Y ya no le es cuesta arriba mantener el ritmo. Lo cual es algo loable y digno de admirar. Pero, llega un punto en donde esa persona busca cómo hacer que el ahorro produzca ganancias financieras, con la intención de cambiar el estatus de ahorrante a inversionista.

En ese sentido, vamos abordar algunos puntos claves sobre cómo hacer esta transición de manera exitosa y simple posible. De manera que se pueda aplicar a la gestión financiera personal.

¿Qué es un inversionista?

Inversionista

Por TaxCredits.net bajo CC

El inversionista es una persona, física o moral, que destina parte o la totalidad de sus Recursos a la adquisición de Títulos-Valor, con el fin de obtener un ingreso regular o realizar una Ganancia de Capital.[1] Hay tres elementos claves que subyacen en esta definición:

  • Disponibilidad
  • Intención
  • Acción

Cuando existe disponibilidad de recursos con una intención clara de parte de una persona a hacer que su dinero produzca y genere liquidez o ganancias de capital; entonces se están dando las condiciones para que se multiplique su dinero. Pasando de ser ahorrante a inversionista.

¿Cómo pasar de ahorrante a inversionista?

La pregunta que surge es: ¿Cómo pasar de ahorrante a inversionista? En otras palabras ¿Cómo hacer la transición de una persona que crea fondos a una que produce dinero con esos fondos?Ahorrante

Para esto la respuesta se resume a una decisión.

Cuando la persona entiende que tiene la capacidad de tomar parte de esos recursos y ponerlos a trabajar. Tomando esto en consideración, el/la ahorrante debe prestar atención a ciertos puntos que le servirán durante su proceso de transición. Los cuales son vitales para el éxito del emprendimiento en el tema de las inversiones.

Punto No. 1: Información

Este primer punto es clave, porque, más allá de la pericia y el olfato de negocios que una persona pueda tener, manejar la información es determinante. De hecho, lo que se vende en el mercado de valores es información. Y sobre la base de ella entonces se ejecutan las acciones de compra y venta de productos financieros.Información

En ese sentido, quien tenga la intención de pasar de ahorrante a inversionista tiene que documentarse en el tema. Investigar cuáles son los tipos de instrumentos disponibles, los riesgos, las empresas, los proyectos expuestos, montos mínimos de inversión, etc.

Cada aspecto vinculado al proceso de capitalización es importante y el/la ahorrante que pasa a invertir debe conocerlo, para que tenga una panorámica ampliada de en qué piensa poner los fondos acumulados y cuáles las implicaciones. De manera que tenga mayores elementos de juicio a la hora de tomar una decisión.

Punto No. 2: Perfil de Riesgo

El segundo punto relevante para hacer la transición es definir y conocer su perfil de riesgo. Esto es el sistema de alarmas y manejo de la persona que invierte. En él se identifica la capacidad que tenga el ahorrante de soportar, sortear y solventar los eventos adversos que vienen de la mano de cada inversión.Riesgo

En otras palabras, toda inversión implica riesgos. Ya sean altos, medios y bajos. Y no todos los inversionistas se ajustan a ellos. Existen personas que tienen una mayor capacidad para asumir riesgos altos, mientras que otras solo pueden manejar riesgos medios o bajos.

Esto es importante en todo proceso de inversión; porque además de indicar alarmas, también define expectativas. Ya que en la medida en que el riesgo es mayor entonces la expectativa de rentabilidad se incrementa, por lo tanto, la persona tiene un retorno más alto. Sin embargo, la capitalización es menos segura. Mientras que por el contrario, si la persona maneja inversiones de bajo riesgo, su expectativa de retorno de igual manera disminuye, pero, con mayores garantías de recibirla.ahorrante

En ese sentido, lo mejor es buscar asistencia de profesionales en el área de las inversiones. De manera que puedan asistirle en el tema del perfil de riesgo y lograr establecer el equilibro adecuado y ajustado, tanto a las expectativas como a la capacidad de solventar situaciones adversas.

Punto No. 3: Diversificación

El riesgo es una realidad en toda inversión. Sin embargo, lo que logra sortearlo de manera efectiva es la diversificación.

ahorrante

Diversificar es convertir en múltiple y diverso lo que era uniforme y único[2]. En términos de capitalización, es poner los huevos en diferentes canastas, de manera que si se cae alguna, no se pierdan todos.

En ese sentido, el/la ahorrante que pasa al mundo de las inversiones debe tomar en cuenta que depositar todos sus fondos, o la mayoría de ellos, en un solo tipo de instrumento o en una sola empresa, puede ser una movida no inteligente. Porque puede darse el caso de que lo adverso tome lugar y entonces se pierda toda la inversión.diversificación

Es por esto que la diversificación debe formar parte de la estrategia de cualquier inversión. Porque ella logra mitigar los factores de riesgo que conlleva cada proceso de capitalización. Y, una vez más, la asistencia profesional es clave en todo esto. Porque quienes asesoran en el campo de las inversiones conocen el mercado y saben cómo elaborar los portafolios de manera que se puedan extraer beneficios de la inversión.

Esto no quiere decir que siempre se va a ganar o que no haya reveses, sino que, el nivel de éxito se incrementa en la medida en que haya un acompañamiento de profesionales en el tema de las inversiones.

Punto No. 4: Sentido del tiempo

Saber discernir cuándo entrar y cuándo salir es otro de los puntos de importancia a la hora de pasar de ahorrante a inversionista.

Son varios los casos de personas que pierden la noción del tiempo a la hora de identificar cuándo invertir o no. Esto tiene como consecuencia que algunas de las decisiones de inversión sean catastróficas. En ese tenor, todas las capitalizaciones tienen su tiempo.tiempo

El mercado es un ente vivo y cambiante. Cada día existen eventos que inciden de manera directa en el comportamiento de las empresas; y quien invierte debe estar al tanto de esos movimientos. De hecho, son pocas las inversiones que se colapsan o crecen de la noche a la mañana; por lo general se van dando indicios y rastros de cómo van evolucionando hacia el declive o bien hacia el éxito.

Es por esta razón que desarrollar el sentido del tiempo se hace imprescindible en temas de inversión. Porque el/la inversionista logra identificar el momento adecuado para llevar a cabo tal o cual acción, y que ella satisfaga las expectativas planteadas en la estrategia de capitalización.

Conclusión

El/la ahorrante que quiere pasar al mundo de las inversiones; si está informado(a), conoce su perfil de riesgo, diversifica su cartera de inversión y tiene un sentido del tiempo para ejecutar, entonces sus posibilidades de éxito son altas. Logrando el objetivo primario de toda inversión: Generar ganancias y retorno en la inversión.inversión

En ese sentido, si esta entrada sobre cómo pasar de ahorrante a inversionista le ha sido de utilidad le invitamos a que la comparta y comente. Sus aportes y opiniones son de gran importancia en esta comunidad y enriquecen el debate. Y si le interesa profundizar en el tema de las inversiones le sugerimos adquirir el libro El Inversor inteligente escrito por Benjamin Graham haciendo clic en la imagen más abajo.

Ahorrante

[1] Definición Inversionista Consultado 12/3/15

[2] Definición Diversificar Consultado 12/5/15

BUENA INVERSIÓN: 3 SEÑALES QUE LA CONFIRMAN
¿CÓMO HACER QUE EL AHORRO PRODUZCA GANANCIAS FINANCIERAS?

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Más en Inversión
El Ahorro
¿CÓMO HACER QUE EL AHORRO PRODUZCA GANANCIAS FINANCIERAS?

El ahorro es la representación tangible de la buena gestión financiera. Cuando una persona logra apartar porciones que luego puede...

Cerrar